Samsung Gear S2

Samsung Gear S2


Samsung Gear S2

Samsung Gear S2


No hay más que probar el Samsung Gear S2 para darse cuenta de que Samsung ha hecho un gran trabajo con este smartwatch: calidad, diseño y especificaciones. ¡Vamos a verlo a fondo!


Ver precio en Ebay

Si tienes pensado comprar smartwatch y has pensado en el Samsung Gear S2, no podemos más que darte la enhorabuena. ¡Es un smartwatch verdaderamente espectacular!

Características, funciones, sistema operativo, diseño… Parece que todo en este reloj inteligente está bien hecho, y encontrarle alguna pega es bastante difícil.

Bueno, la única que se le puede encontrar es el precio. Sin embargo, no es un smartwatch caro: vale más de lo que cuesta así que es un precio “justo” y en línea con sus competidores de calidad y prestaciones similares, como LG G Watch R, LG G Watch Urbane y Huawei Watch.

Así que, si entra dentro de tu presupuesto, es una gran opción de compra. Pero no porque lo digamos nosotros: vas a verlo tú mismo en cuanto conozcas sus características. ¡Vamos a ello!

Características del Samsung Gear S2

El Samsung Gear S2 es el primer smartwatch de Samsung compatible con cualquier dispositivo Android (4.4 o superior), al contrario que sus predecesores (como la anterior versión, el Samsung Gear S), que eran sólo compatibles con smartphones de la marca Samsung.

En cuanto a sensores, incluye barómetro, acelerómetro, giroscopio y un sensor de luz ambiental, el cual hace que el brillo de la pantalla se ajuste dependiendo de la luz ambiente, lo que facilita su visión y ahorra batería aumentando la autonomía.

Sistema operativo

Una cosa que Samsung ha dejado muy claro con el Gear S2 es que no piensa rendirse ante Android Wear y que cree firmemente en las capacidades de su propio sistema operativo, Tizen, que incluye en esta nueva versión de su smartwatch más alto de gama.

Y, sinceramente, creemos que es una apuesta acertada. Todos sabemos de la potencia y usabilidad de Android Wear, pero es que Tizen tampoco se queda atrás. Si creemos que Samsung hace muy bien en apostar por este sistema es porque es un gran sistema operativo.

Podríamos tratar de explicarlo, pero lo mejor es que lo veas directamente. En el vídeo que hay al final de este análisis, a partir del minuto 2:15, puedes verlo. Y ya te avisamos que, si no has visto este smartwatch en acción antes, puede que se te abra sin querer la boca…

Smartwatch Samsung Gear S2

¿Lo has visto? ¿Has dejado ya de babear? ¡Nosotros aún no! Es increíble cómo el uso combinado del botón y el marco (una gran idea) permiten una navegación tan fluida por los distintos menús y las opciones.

Eso, junto con la ultrasensible pantalla, hace que usar este smartwatch sea toda una experiencia en sí misma. Con permiso de los acérrimos seguidores de Apple, ni el Apple Watch… Parece que Tizen y las pantallas redondas están pensados el uno para otro.

Sin embargo, el hecho de que sea un gran sistema operativo y que otorgue una grandísima usabilidad a este smartwatch no evita el inconveniente que aún tiene Tizen frente a Android Wear: el limitado número de aplicaciones. Y es que, frente al enorme número de aplicaciones disponibles para Android Wear, para Tizen la cantidad se reduce a unas mil.

Eso sí, tendrás que aprender a renunciar a tus aplicaciones de toda la vida y acostumbrarte a las típicas de Samsung, como Gear App, Gear Plugin App o Gear Accesory Service.

Es de esperar sin embargo que el número vaya creciendo paulatinamente gracias al gran trabajo que Samsung está haciendo con Tizen y al hecho ya mencionado de que Samsung Gear S2 es compatible con cualquier dispositivo Android y no sólo con smartphones Samsung.

Conectividad y tecnología NFC

En cuanto a conectividad, el Samsung Gear S2 no se limita al protocolo bluetooth (en su versión 4.1, la más eficiente hasta la fecha, lo que de nuevo redunda de forma positiva en la autonomía) sino que incluye Wi-Fi, al igual que su competidor el LG G Watch Urbane.

Una novedad del Samsung Gear S2 es que incorpora NFC, una tecnología de comunicación de corto alcance (NFC significa Near Field Communication) que ya tiene decenas de utilidades: desde pagos seguros contactless sin sacar la tarjeta de crédito, identificación (abonos de transporte, entradas, etc) o intercambio de datos (tarjetas RFID, domótica…).

Por supuesto, está cien por cien integrado con Samsung Pay, la pasarela de pago seguro sin contacto de Samsung.

Vemos aquí algo muy interesante, y es que ya los smartwatches comienzan a “independizarse” de los smartphones y empiezan a ser un wearable conectado pero con funciones propias al margen del teléfono móvil. Quién sabe qué nos traerá esto en el futuro.

Diseño y versiones

Aquí Samsung ha sabido muy bien mantener la esencia de un sólo modelo, pero en dos versiones muy enfocadas a distintos tipos de consumidores:

  • Samsung Gear S2 Classic, con un acabado clásico (como su propio nombre indica), para aquellos a los que le gusta el estilo de los relojes tradicionales, más sofisticado.
  • Samsung Gear S2 Sport, con un aspecto más moderno y deportivo, para los que buscan un estilo más casual.

Samsung Gear S2 versiones

Como puedes ver en las imágenes, ambos modelos respetan el mismo espíritu: caja redonda y compacta, cristal curvado y diseño modernista. Sin embargo, cada de ellos uno presenta sus particularidades que le dan un estilo propio. Vamos a verlas en detalle.

Samsung Gear S2 Classic

El Samsung Gear S2 Classic es el modelo enfocado al público al que le gusta el estilo más tradicional, y está más cerca a los relojes clásicos (los analógicos de toda la vida), aunque con un aspecto más moderno, adaptado a la época actual.

El marco de la esfera es dentado y, junto con la correa de cuero, dan a este smartwatch un acabado de alta relojería adaptado a la tecnología actual. Lo cierto es que es muy elegante y bonito.

Samsung Gear S2 Sport

El Samsung Gear S2 Sport, por el contrario, está diseñado para un público si no más joven, al menos sí con un estilo más moderno y minimalista, cien por cien enfocado a la tecnología no sólo en su uso, sino también en su aspecto.

Samsung Gear S2 Sport

A diferencia de la versión Classic, este modelo tiene el bisel de la esfera totalmente liso, lo que le da un aspecto totalmente distinto como puedes ver en la imagen, muy moderno y “zen”. Además, la correa de plástico completa el estilo. Si eres deportista, éste será la versión que más te guste de las dos, seguro.

Además, al contrario que el Samsung Gear S2 Classic, que sólo está disponible en color negro (ya que está orientado a un estilo más clásico), la versión Sport está disponible en dos colores:

  • En color negro, con esfera, marco y correa en este color
  • En color blanco, aunque en este caso sólo la correa es de este color, ya que la esfera es negra y el marco plateado

Pantalla

Aquí viene otro punto fuerte del Samsung Gear S2: su pantalla redonda de 1.2" con tecnología Super AMOLED y una resolución de 360×360 y una densidad de nada menos que 302 píxeles por pulgada, la mayor vista hasta el momento en un smartwatch.

El uso de la tecnología SuperAMOLED hace que no sólo la visión de la pantalla sea mucho más cómoda en condiciones de luz ambiental fuerte como en exteriores (recuerda que está basada en LED), sino que también es mucho menos eficiente que las pantallas LCD, permitiendo una mayor duración de la batería.

No presenta una banda negra (al contrario que el Motorola Moto 360) y es personalizable cien por cien: lleva instaladas 26 watchfaces, e incluso puedes personalizar las tuyas con alguna imagen de la galería.

Batería, carga y autonomía

La capacidad de la batería del Samsung Gear S2 es de 250 mAh, que puede parecer poco si los comparamos con los 410 mAh de las baterías de los LG G Watch R y LG G Watch Urbane.

Sin embargo, tienes que tener en cuenta que en este smartwatch todo está pensado para optimizar el gasto energético, aumentando la autonomía:

  • El uso del protocolo bluetooth 4.1, el más eficiente hasta la fecha
  • Sensor de luz para adecuar el brillo de la pantalla (un gran devorador de batería) según la iluminación ambiente
  • Pantalla Super AMOLED

Estas tres características hacen que, aunque la capacidad de la batería sea mucho menor que la de sus competidores de LG, su autonomía es de 2-3 días, equivalente (o incluso algo superior) a la de los modelos mencionados. Todo un logro por parte de Samsung, conseguido en buena medida gracias a ese sensor de luz ambiental que LG sigue obstinado en no incluir en sus smartwatches.

Eso sí, tienes que tener en cuenta que la conexión Wi-Fi hace que la batería se consuma más rápido, así que tendrás que mantenerla vigilada.

Por cierto, que para casos de emergencia (entendiendo el agotamiento de la batería como una “emergencia”) el Samsung Gear S2 incluye un modo de ahorro de batería, en el que desactiva la Wi-Fi, la pantalla se pone en modo de escala de grises y limita las conexiones sólo a llamadas y notificaciones, para alargar la duración de la batería al máximo. Otro punto para Samsung.

Carga del Samsung Gear S2

En cuanto al modo de carga, incluye un comodísimo puerto de carga inalámbrico, algo que ya empieza a ser habitual ver en los relojes inteligentes de alta gama.

Por cierto que el hecho de no tener que incluir conector para carga hace que el reloj sea completamente estanco, habiéndole permitido obtener la certificación IP68: totalmente resistente a polvo y al agua, incluso en inmersiones completas y prolongadas.

Vídeo

Tabla de especificaciones y precio

Samsung Gear S2

Nos encanta: Tizen en combinación con una pantalla redonda
No nos gusta: Una variedad limitada de apps por el momento
Ver precio en Ebay
Compatibilidad: Android 4.4+
Pantalla: 1.2" Super AMOLED
Resolución: 360×360 píxeles, 302 ppp
Batería: 250 mAh Li-ion (2-3 días)
Tamaño: 39,9 x 43,6 x 11,4 mm
Peso: 51,8 g
Resistente al agua: Resistente a agua y polvo (IP68)
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas 4,57 sobre 5 (14 votos)
Cargando…
Share This